Nuevas metas del Ministerio de Defensa

Nuevas metas del Ministerio de Defensa

Artículo publicado en La Directa

El primer semestre de 2011 el Gobierno español autorizó exportaciones de material de defensa por valor de 1.099,8 millones de euros, todo apunta a que cuando se conozcan los datos de exportación de todo el año se habrá batido, de nuevo, un récord histórico.

Las principales ventas han sido una fragata a Noruega y dos buques de vigilancia a Venezuela. Destaca también la exportación de aeronaves militares a Australia, México, Portugal, Chile, Colombia y Tailandia. Pero lo realmente relevante es que se han realizado exportaciones de armas a países en conflicto como Colombia o Israel, a países con tensiones y/o países con graves vulneraciones de los Derechos Humanos como Arabia Saudita, India, Pakistán, Filipinas, Indonesia, Marruecos, Tailandia o Turquía. Se han exportado escopetas y cartuchos de escopeta por valor de 27,63 millones € a 51 países.

El Gobierno en este primer informe semestral, informa que se ha denegado la exportación de 450 pistolas a Guatemala por el riesgo de desvío existente, al no ofrecer suficientes garantías el importador y el usuario final. Asimismo informan que fueron revocadas dos licencias de exportación a Libia consistentes en 1.000 gafas de visión nocturna aplicando el artículo 8.1. a) de la Ley 53/2007 que indica la denegación cuando «existan indicios racionales de que el material de defensa, el otro material o los productos y tecnologías de doble uso puedan ser utilizados en acciones que perturben la paz, la estabilidad o la seguridad en el ámbito mundial o regional, puedan exacerbar tensiones o conflictos latentes, puedan ser utilizados de manera contraria al respeto debido y la dignidad inherente al ser humano, con fines de represión interna o en situaciones de violación de derechos humanos».

Según el comunicado del Ministerio de Economía y Competitividad quieren destacar la rápida reacción del Gobierno Español ante las revueltas en algunos países árabes a lo largo del 2011. Concretamente recuerdan que las licencias de exportación de material de defensa, de otro material y de productos y tecnologías de doble uso que habían sido autorizadas desde enero de 2006 hasta el inicio de las revueltas en Túnez y Egipto han sido sometidas a un proceso de análisis y revisión en el caso de estos dos países. Este mismo proceso se ha hecho extensivo a todas las licencias que tenían como destino cualquiera de los países en los que se estuvieran produciendo revueltas similares.

Pocos días después de que el Ministerio de Economía hiciera público el informe semestral sobre las exportaciones de material de defensa 2011, del que se han destacado las informaciones anteriores, el ministro de Defensa, el Sr. Morenés, en comparecencia en el Congreso señaló que en el actual coyuntura de crisis dará apoyo institucional a la industria de defensa y a su internacionalización. Morenés manifestaba la necesidad de que la industria de defensa española sea más exportadora, dado que la presencia en el exterior es una necesidad para España, para conseguir independencia y proyectarse hacia otros mercados y otras actividades. En este sentido manifestó que el Ministerio de Defensa explorará nuevas áreas de colaboración con la industria de defensa, sector industrial que considera estratégico para los intereses españoles.

Respecto a la mala situación económica de su ministerio, Morenés ha anunciado que replanificarà el gasto comprometido. Recordemos que el Ministerio de Defensa tiene unas deudas que superan los 36.000 millones €, deudas que renegociará con la industria para alargar los plazos de pago y abordará con otros ministerios como el de Hacienda o Industria, para que desde sus presupuestos asuman una parte de estos pagos.

Como tercera línea estratégica del ministerio, Morenés señaló que se hará un esfuerzo de contención del gasto, optimización de recursos, reducción de los costes de la estructura orgánica del ministerio y revisión de los programas y partidas presupuestarias. En esta línea Morenés ha anunciado que ha encargado al Jefe del Estado Mayor de la Defensa «un estudio de las necesidades de las Fuerzas Armadas en el horizonte 2025» para a posteriori elaborar el perfil de financiación del mismo. En definitiva, habla de austeridad y contención en el gasto, pero al mismo tiempo encarga un estudio sobre las armas nuevas que necesitarán las fuerzas armadas en un escenario desde 2012 hasta 2025.



 23/02/2012

Líneas de investigación:
Destacamos: ¡Nueva webapp Pacifistapp para estar conectada a la actualidad del pacifismo, el desarme y la desmilitarización!